Con una inversión de Bs. 1,750.000, la Gobernación de Santa Cruz a través del CIAT entregó a comunarios de la Capitanía Sur de Charagua, un Módulo Demostrativo de ganado bovino Criollo.

En el predio ganadero “Tajibo” perteneciente a la Capitanía Parapitiguasu del municipio de Charagua, el Centro de investigación Agrícola Tropical (CIAT) realizó la entrega del proyecto ejecutado, donde se da por concluida la etapa de implementación del mismo y pasa a manos de los comunarios.

El Director Ejecutivo del CIAT Ernesto Salas dijo sentirse satisfecho por tan importante logro. “Si bien el proyecto concluye con la implementación de este módulo, nosotros (CIAT) vamos a seguir apoyándolos en lo que respecta a capacitaciones, seguimiento y asesoramiento técnico, porque estamos apostando a incrementar el potencial genético de la zona, para que puedan ser vendido como reproductores”, enfatizó.

También agradeció en nombre de todo el equipo técnico y capitanes de las diferentes comunidades que han trabajado durante más de 2 años haciendo esta labor en conjunto. Agregó que el lote es de 85 cabezas de ganado Criollo certificado, que de ellos, 80 son madres y 5 son toros de alta calidad los cuales fueron entregados a los capitanes de las comunidades beneficiadas.

Juan Pinto Capitán zonal de Parapitiguasu dio gracias al CIAT y la Gobernación por este proyecto ganadero, “valoramos al CIAT por los trabajos realizados en nuestra zona”, manifestó.

Por su parte Darío Villarroel responsable de este proyecto dijo que se cumplió el objetivo de implementar un módulo bovino que reúna todas las características y condiciones para demostrar la sostenibilidad de la producción del ganado Criollo. “Todo esto ha sido dotado para la Capitanía Parapitiguasu, que está conformada por 11 comunidades que son los beneficiarios directos, además de los indirectos que vienen a ser las comunidades vecinas y productores privados”, expresó.

Comentó además que dentro de las principales actividades que se han realizado en el módulo, está el desmonte de 45 hectáreas de terreno, la introducción de pasto cultivado (Gatton Panic) que por sus características reúne el valor nutricional y con buena adaptabilidad a la sequía de la zona. “Se realizó silvopasturas de 45 hectáreas para brindar buen alimento y forraje a los animales, la construcción de un salón de capacitación con todas sus comodidades, la perforación de un pozo de agua, la construcción de un corral de manejo que cuenta con toda la dependencia necesaria, un embudo, brete, cepo, cargadero, balanza de pesaje para llevar un control riguroso del ganado. Además de maquinaria agrícola y equipamiento, que consta de un tractor, chata, romplow, sembradora, picadora de forraje para hacer ensilaje, motosierra, desbrozadora para hacer limpieza y accesorios que se utiliza para llevar una buena ganadería”, explicó el técnico.

Por otra parte señaló que se construyó alrededor de 12 km de alambrado eléctrico para hacer las divisiones de las 45 hectáreas que se encuentran con silvopasturas, que están divididas en 6 potreros y un callejón de manejo con entrada y salida, un sistema de agua con bebedero automático con un flotador que facilita la dotación de agua a los animales.

“Se hace la entrega a todos los beneficiarios, logrando el objetivo ya que el módulo cuenta con todas las características y las condiciones para hacer de la ganadería una producción sustentable y rentable a futuro”, concluyó Villarroel.

Dato: El proyecto prevé el manejo de los Recursos Naturales para una ganadería comunitaria sostenible, concebido como un centro de producción piloto de bovinos Criollos para el mejoramiento genético de la zona y para generar tecnologías de manejo de monte y agua con criterios de sostenibilidad con la finalidad de generar también recursos económicos para la movilización de la organización.